Salón del Cómic, 2014

Un año más vuelvo a mi cita con los cómics, y un año más lo explico aquí. Sería lógico pensar que con los años iría dejando según qué aficiones pero no, al contrario, me la tomo con más entusiasmo. ¿Por qué? Ni idea.

El Salón empieza en casa de mi colega, yo traigo las hamburguesas y él pone la cerveza.

SALO_2014_00

Y ya de aquí al Salón, a buscar, a mirar y revolver. El jueves es el mejor día si lo que queremos es trastear entre cómics antiguos con un poco de calma, las ofertas y los cómics inencontrables son para los jueves. Yo iba con la idea de conseguir el número 36 de Clásicos Marvel, colección que tengo completa con los especiales y todo. El año pasado fue imposible del todo, este año lo encontré en la primera tienda donde miré, mi completista respiraba.

Tinc el que vull!

Este año las tiendas con material antiguo estaban en gran parte agrupadas en una zona denominada «L’illa dels llibres». No está mal la idea, pero el tema de que cada vez haya menos librerías en este Salón quizás quiere decir algo…

SALO_2014_BotigaAcabada la primera batida un descanso. Después yo quería conseguir alguna firma, bueno alguna no, quería dos cómics de Astiberri:Dieter Lumpen y Lobo de lluvia, firmados por el genial dibujante Pellejero. Tuve que hacer cola pero valió la pena.

SALO_2014_Pellejero

2014-05-18 08.29.05

Y como la cola era larga, éramos poco pero el dibujante hacía muy buenos dibujos para cada uno, ya nos plantamos en la hora de comer. Era imprescindible coger fuerzas de cara a la tarde.

SALO_2014_GastronomiaKrakoski y cerveza, una combinación ganadora.

SALO_2014_Agafant forces

En la explanada desde que entras hasta el pabellón te puedes encontrar gente, por ejemplo bárbaros arreglando sus diferencias.

SALO_2014_Barbars

O incluso Catwoman.

SALO_2014_Catwoman

La tarde ya es toda otra cosa. La tarea principal de búsqueda ya está hecha, ahora la cosa es ir mirando las editoriales, sus novedades, etc. Por cierto, eché de menos a EDT, creo que la pérdida de Naruto les ha dejado tocados, una pena. Y una queja, ¿¿¿qué coño hacen en el Salón stands de FNAC o El Corte Inglés??? ¿¿¿Nos hemos vuelto todos locos???

Hay que apoyar a los fanzines, gente que a duras penas cubren gastos (con suerte) pero que son de lo más entretenido y divertidos. Con un montón de años y Salones a cuestas charlar un rato con la gente de Malavida mientras se compra la última novedad es de las cosas más divertidas que se pueden hacer. ¡La foto de debajo es la prueba!

SALO_2014_Malavida

Y con esto acabó el primer día de Salón. Al día siguiente volví con algunos amigos, aproveché para alguna compra que se me pasó el primer día y para mirar las exposiciones, hacerme fotos y esas cosas.

SALO_2014_RobotSALO_2014_Soldats i jo

Leyéndome puede dar la impresión de que el atractivo principal de este Salón consiste en la compra. En mi caso es cierto, pero no tiene por qué ser así para todo el mundo. Las exposiciones van mejorando y ampliándose año tras año y son de lo más interesantes y recomendables, aunque prácticamente ni me las mire. Este año el tema principal eran los cómics de guerra y había mucho material bélico, no me resistí a fotografiar el tanque M41.

SALO_2014_TankFront

Era francamente impresionante.

SALO_2014_TankBack

Y como siempre, después de un Salón hay que esperar al siguiente, y una buena manera de hacerlo es disfrutando de nuestros tesoros.

SALO_2014_Tresors

¡Buena lectura!

Un pensamiento en “Salón del Cómic, 2014

  1. Pingback: Kraven’s last hunt | Cesc Llaverias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *